jueves, 7 de abril de 2011

Casi pierdo a tres de mis hijos

Argentinos vivos y simpáticos
* Más abajo: Robo en LAS VIZCACHAS - Anoche casi pierdo a tres de mis hijos...

¿Cuál es el próximo paso? Ya acribillaron a las Fuerzas Armadas de la Nación; están acribillando a la policía.
- Han destruido la defensa nacional y de nuestras instituciones; están destruyendo la defensa civil.
- Retiran custodia policial de lugares públicos; están destruyendo la moral.
La población está indefensa; el pueblo está a merced de ¿Quiénes son estos? Estos que tienen vía libre para agredir, para distribuir drogas, para robar en cualquier parte, para portar armas, para secuestrar personas, para portar inmunidad judicial, policial, política; para atracar instituciones y domicilios particulares, para asaltar a personas en plena luz del día… Unos pocos que pueden a unos muchos, más bien a muchísimos, o mejor dicho, a todos. Unos pocos, muy pocos, que se han guarnecido en el Poder del Estado para destruirlo desde adentro con las mismas armas y herramientas que el Estado dispone para defenderse de ellos.

No se sorprendan cuando, dentro de poco, muy poco, mañana, vean personas civiles con el rostro cubierto y tatuajes en el cuerpo, armados con garrotes y armas de fuego, al frente de las escuelas y colegios de nuestro país, exhibiendo quizás algún brazalete de “seguridad” y distintos tipos de drogas en sus bolsillos.

Tampoco se sorprendan cuando vean a la policía, fuerzas de seguridad y militares de nuestro país, con cara de idiotas reclamando justicia, como si fuesen desvalidos, ante los “guarnecidos en el Poder”, en medio de un pueblo anestesiado, dormido, esclavizado.

No te sorprendas cuando mañana, al despertar, encuentres tu país algo diferente, muy diferente. Es ese día que, al mirar tu rostro al espejo, vas a encontrar, como nunca, una cara de pelotudo.

Juan C. Starchevich

“El objetivo perseguido por estos grupos minoritarios es el pueblo argentino, y para ello llevan a cabo una agresión integral. La decisión soberana de las grandes mayorías nacionales de protagonizar una revolución en paz y el repudio unánime de la ciudadanía, harán que el reducido número de psicópatas que va quedando sea exterminado uno a uno por el bien de la República.”
Juan Domingo Perón, Presidente de la Nación (julio, 1973).


.... Pensá en tus hijos, tus hermanos, tus padres, tus amigos....


Robo en LAS VIZCACHAS - Anoche casi pierdo a tres de mis hijos...
por Emilio Merovich
Fuente: Por la dignidad
Gentileza: Cnel. Juan C. Alsina (Bs. As.)

Mis tres hijos mayores viven con su madre en un barrio cerrado de Los Cardales, Provincia de Buenos Aires. Tienen 12, 8 y 5 años. Anoche, aproximadamente a las 8 PM dos delincuentes armados irrumpieron en la casa y los hicieron pasar un momento de terror. Dios quiso que no los tocaran (físicamente) pero seguramente no van a ser los mismos (o puede seguir siendo el mismo un nene de 5 años que escucha que un criminal apoyando una pistola contra la cabeza de su madre le dice: "No tenés más guita ? Entonces nos llevamos al más chiquito" ?).

Esto pasa todos los días en este bendito país de mierda que construimos entre todos mientras la Sra. Presidente está más preocupada por la realidad que pinta Clarín que por lo que le pasa a la gente en su casa o en la calle o en el supermercado, y mientras un supuesto "pueblo" grita: "Si lo tiran a Moyano al bombo, va a haber quilombo".

Es que no se dan cuenta ? A la Argentina la movemos y la hacemos los millones de tipos que como vos o como yo todos los putos días nos levantamos a las seis de la mañana para llevar a nuestros chicos al colegio y de ahí a la oficina, la fábrica o el negocio. a pelarnos el orto laburando.

Y a nosotros ? Hace cuánto nos tiraron al bombo ? Cuándo vamos a hacer quilombo ? Cuándo aceptamos que 40.000 o 50.000 hijos de puta le caguen la vida a millones de personas que sólo quieren vivir en paz y con dignidad ? Estamos esperando que nos maten un hijo ? Cuándo nos convertimos en estos pelotudos y pusilánimes sin darnos cuenta ?

Esto no es un panfleto anti K, ni anti Macri, ni anti Duhalde ni anti nada, pero llegó el momento de hacer ALGO, porque en un país donde existen un tipo como Juan Carr, el país de Favaloro, no pueden pasar estas cosas.

No soy Blumberg (gracias a Dios no sufrí lo que a él le tocó vivir), no soy ingeniero y no quiero ser Presidente. No propongo justicia por mano propia aunque no creas que no tengo ganas de comprarme una 9mm y un chaleco antibalas y salir a buscar a estos malparidos pegarles cuatro tiros y dejarlos tirados en una zanja.

Tiene que haber en la Argentina gente que esté dispuesta a dar su tiempo para meter presión y hacer ruido (sin cortar calles y joderle la vida al resto), aportar ideas, elevar proyectos de ley, generar soluciones creativas... porque parece que los que eligieron como vocación la función pública, terminaron convirtiendo la vocación en un juego, o un negocio, y están demasiado ocupados con ese negocio como para ocuparse de nosotros.

Antes de borrar esto, pensá en tus hijos... Pensá si este país es el que les querés dejar a tus hijos... o mejor (peor), pensate vos en este país sin tus hijos, porque los perdiste a manos de la (sensación de) inseguridad. Es ahora o, es muy probable, ya no sea NUNCA.

1 comentario:

  1. La violencia es el último refugio del incompetente (Isaac Asimov)‏...POR ESO LOS K SON VIOLENTOS DE NACIMIENTO..!!

    ARGENTINO....¡ PIU AVANTI !!!!....(ALMAFUERTE)

    No te des por vencido, ni aún vencido,
    no te sientas esclavo, ni aún esclavo;
    trémulo de pavor, piénsate bravo,
    y acomete feroz, ya mal herido.
    Ten el tesón del clavo enmohecido
    que ya viejo y ruin, vuelve a ser clavo;
    no la cobarde estupidez del pavo
    que amaina su plumaje al primer ruido.

    ResponderEliminar