miércoles, 24 de marzo de 2010

Memoria Pero con Futuro

por (Baby) Héctor Ojeda Varela (Reconquista, Sta. Fe)
El 24 de Marzo de 1976, la lluvia y los acordes de Marchas Militares acompañaron el despertar de TODA la República Argentina y bajo ese "paraguas" se cobijaban si mal no recuerdo, los que aceptaban tácita y hasta expresamente semejante impacto contra la constitución, hasta los que creíamos que tenía el Peronismo en el Poder las herramientas y los funcionarios necesarios para sobrellevar la crisis inducida que sobrevino a la desaparición de el Líder General Juan Domingo Perón.

Pero había argentinos que llevábamos una vida de familia, trabajo, estudio y "legalidad", entendida por tal el respeto a las normas que crean y regulan el marco de convivencia y desconocíamos que en las sombras que otorga la clandestinidad, se preparaban para el combate final por el poder y el país -ya que las escaramuzas producto de atentados, secuestros y asesinatos previos ya convivían desde hacía tiempo con el pueblo argentino-, dos bandos encarnados por las fuerzas que habían usurpado el gobierno y del otro lado las que aún con el General Perón vivo, ya intentaban asaltarlo.

Deseo remarcar lo precedente sin adoptar postura, porque la historia se escribió luego con ríos de tintas que aún hoy siguen fluyendo de un manantial inagotable de odio y revanchismo, sin haber seguido el curso natural que requería y requiere la instauración y el desarrollo -llevamos ya 27 años- de la democracia.

Ahora cuando el Mundo -y cuando hablo del mundo- me refiero a las naciones y no tanto a sus gobernantes, se ha embarcado en diseñar el futuro que, controlado, nos permita extender la permanencia humana sobre esta Tierra, nos encontramos que fronteras hacia adentro quienes nos gobiernan -sin distinción de ideologías y banderías, que vaya si las hay- han convertido a la Argentina, NUESTRA ARGENTINA, en un decálogo de ideas y procedimientos sobre como convulsionar, fragmentar y hasta poner en peligro de convivencia democrática, la vida de TODOS sus CIUDADANOS.

Pero volviendo a aquel 24 de Marzo de 1976, me pregunto qué pasó desde aquel día y durante largos años de esa Dictadura que el PUEBLO en defensa de sus ideales y forma democrática de vida, no tomó las armas para ya sea para defender al gobierno constitucionalmente elegido o para alinearse con las fuerzas subversivas que ocupaban el campo de la lucha desde su enfrentamiento directo con el gobierno peronista. Nada de eso pasó y llegamos así y con muletas, hasta 1983.

Siempre he pensado que QUIZÁS NUNCA SE IDENTIFICÓ EL PUEBLO con los valores e ideales que enarbolaban y decían encarnar los que se movían en la clandestinidad "forzada" o "elegida".

Corrido el velo que ocultaba las operaciones de las Fuerzas Armadas que tímida pero frontalmente ya había sido corrido por sindicalistas y políticos previo a la operación Malvinas y que allí sí desembocara en el rechazo del pueblo a la hecatombe de tal desatino -no porque los principios que la sustentaban, no ameritaban otras vías que la elegida-, empezamos a ver que,.... por un lado los militares comenzaban a retirarse pero por otro comenzaban a "volver" y hasta a "aparecer", caras que hacía unos años no veíamos, quienes nos explicaron que el camino del autostracismo elegido les permitió sobrevivir en el exilio de Europa los mas y Centroamérica otros pocos, pero....... a su vez, nos quedamos sin la versión de muchos que no sabemos hasta hoy cuántos....?, amigos y conocidos ya que luego no nos enteramos, que habían o lo habían, "desaparecido".

Con el advenimiento de un cierto sinceramiento respecto de esos años, pudimos saber que los habían desaparecido las operaciones militares directas y hasta inducidas por los "testimonios" (o entrega) de sus compañeros de "lucha".

Alguna vez me dijo un sindicalista amigo que vió caer a varios en esos años de fuego, que eran jóvenes idealistas, confundidos y empobrecidos, que no tenían ni el dinero ni los contactos que los "líderes" autoexiliados habían conseguido aún durante los años en que enfrentaban al gobierno constitucional del General primero y de Isabel Martínez de Perón después.......también me enteré que los había "acogido y financiado" en su gran mayoría la Internacional Socialista..... Sí, leyó bien......, a muchos que nos gobernaron hasta hace poco y hoy nos gobiernan y dicen que lo hacen en nombre del Peronismo.

Como verán soy un argentino mas de los MUCHOS que nos quedamos para, desde el disenso político e ideológico, seguir viviendo en el país y apostar a la vida, al respeto por la ley, al trabajo y la familia, como forma de sentirse también nacionales y tomando las prudentes y razonables distancias de la violencia que direccionada ideológica y económicamente ocupaban el escenario de esos años.

Quizás se comparta o no lo que acabo de exponer simplificada y superficialmente, pero creo compartirá conmigo el anhelo de comenzar a transitar un camino de reconciliación y esperanza, -como lo hubo en un gran período de este lapso democrático- y REDISEÑAR ENTRE TODOS, EL FUTURO PRÓXIMO Y HASTA LEJANO DE NUESTRA ARGENTINA, QUE BIEN NOS LO MERECEMOS.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario